¿Cómo probar la calidad del aire en tu hogar?

¿Sabes que hay signos que nos indican que el aire que respira tu familia no es el adecuado y te ayudan a descubrir qué partículas están flotando en el ambiente?

La contaminación interior, es decir, la que se genera en el hogar, resulta cinco veces mayor que la del exterior; razón por la que es importante que dentro del hogar se tomen ciertas medidas para reducir emisiones contaminantes y mejorar la calidad del aire que respira tu familia.

La Organización Mundial de la Salud reporta que son nueve de cada diez personas las que respiran aire insalubre tanto fuera como dentro de la casa.

Trane comparte una serie de recomendaciones sobre qué factores y medidas considerar para saber si la calidad del aire que se respira en tu hogar es la adecuada.

Señales que indican que deberías verificar la calidad del aire que se respira en tu hogar

Si tienes síntomas como alergias crónicas y asma, dolores de cabeza frecuentes, bronquitis o resfriados que duran un tiempo inusualmente largo, son señales de que tu cuerpo puede estar sintiendo los efectos de los contaminantes. Estos irritantes en el aire podrían ser desde gas hasta caspa de mascotas o moho que ni siquiera se pueden ver.

Debido a la mala calidad del aire, el asma es una enfermedad que va en aumento y en México la padece el 7.8% de la población1. Lugares como el Estado de México, Monterrey, Veracruz y la Ciudad de México son los que presentan los peores niveles en cuanto a calidad del aire se refiere2.

Aunado a esto, a veces los contaminantes en el interior pueden ser extremos, como los químicos peligrosos y el asbesto. Si notas síntomas graves como mareos, náuseas, erupción cutánea, fiebre, escalofríos, fatiga, vómitos o falta de aliento, definitivamente necesitas que se analice la calidad del aire de tu hogar.

Pruebas de calidad del aire que puedes hacer tu mismo.

1.- Monóxido de Carbono
El monóxido de carbono es un gas inodoro que proviene de aparatos de gas como estufas, hornos, parrillas, chimeneas y calentadores de agua. Cuando el monóxido de carbono se filtra y se acumula, puede envenenar a las personas y animales que lo respiran. El envenenamiento por monóxido de carbono causa síntomas parecidos a la gripe que provocan desmayos e incluso la muerte. Afortunadamente, instalar detectores de monóxido de carbono para medir los niveles en tu hogar y alertarte sobre problemas, es una manera fácil de proteger a tu familia.

2. –Radón
El radón es la segunda causa de cáncer de pulmón, por lo que probar si tu hogar lo tiene es una decisión inteligente. Es un gas radioactivo que se produce naturalmente cuando el uranio se descompone en el suelo y puede filtrarse en tu hogar y envenenarlo silenciosamente. La buena noticia es que, si encuentras niveles altos de radón, puedes hacer algunas renovaciones simples como sellar grietas en pisos y paredes.

Existen a la venta pruebas para detectar radón en tiendas dedicadas a mejoras para el hogar. Por lo general, las pruebas usan una lectura de carbón que se recopila durante un periodo específico y posteriormente se llevan a laboratorio para conocer sus resultados.

3. – Alérgenos y otros contaminantes
Si deseas controlar continuamente los contaminantes comunes en tu hogar, existen dispositivos que podrían ser la solución ya que permiten medir los niveles de partículas dañinas y así reducir los contaminantes y mejorar la calidad del aire.

Cuándo llamar a un profesional

Si estás experimentando síntomas de salud que pueden estar relacionados con mala calidad del aire o simplemente quieres que sea más seguro, llama a un profesional que te ayudará a inspeccionar tu hogar para detectar posibles zonas de peligro.

Contaminantes que un profesional puede analizar:

• Revestimientos o acabados.
• Pintura a base de plomo.
• Partículas de polvo y otros alérgenos.
• Contaminación del aire relacionada con humo.
• Aromatizantes, velas e incienso.
• Limpiadores domésticos.
• Partículas de combustión o gases.

Un adecuado sistema de ventilación y calefacción en el hogar te ayudará a diluir los contaminantes del aire y permitirá mantener los niveles de humedad, temperatura y confort en tu hogar.

El Sistema Clean Effects filtra hasta un 99.98% de todos los alérgenos suspendidos en el aire filtrado hasta en un tamaño de .1 micras para asegurar un hogar más limpio y confortante. No produce obstrucciones lo que asegura una eficiencia notable al paso del tiempo. Entrega aire puro a un índice de 1200*.

Si consideramos que anualmente los hogares generan 20 kilos de polvo y que cerca de 72 trillones de alérgenos pueden entrar a una casa diariamente, el contar con un sistema que permita purificar el aire resulta una buena medida para fomentar la buena salud de nuestra familia.

22Shares

Facebook Comments